CulturaTurismo

Rafael Gosálvez: “Hace falta un plan de aprovechamiento de los volcanes calatravos”

Rafael Gosálvez: “Hace falta un plan de aprovechamiento de los volcanes calatravos”

Belén Rodríguez – Ciudad Real

El profesor Rafael Ubaldo Gosálvez, subdirector del departamento de Geografía y Ordenación del Territorio de la Universidad de Castilla-La Mancha en Ciudad Real, y miembro del grupo Geovol, que lleva dieciséis años investigando los restos de edificios volcánicos del Campo de Calatrava lo tiene claro: “Hace falta y no nos están haciendo caso un plan de aprovechamiento sostenible, sobre todo de los volcanes de origen magmático que son los que interesan a las industrias cementeras y mineras. No nos oponemos a que se toquen, pero pedimos que se establezcan unos mínimos, como que no se intervenga en el volcán más antiguo, el Morrón de Calatrava en Villamayor, o en el más moderno, Columba, en Granátula, ni en los que tienen unas determinadas características morfológicas; y si se permite que sea con condiciones”.

Según dice, ahora que la construcción está relativamente parada y las actividades asociadas  presionan menos es el momento de hacerlo. Las piedras de la mitad de los volcanes de la provincia -unos 300- localizados en la comarca del Campo de Calatrava, son muy interesantes para la industria cementera que utilizando ese material consiguen un cemento más ecológico. “Y se da la paradoja de que una empresa que tenga una concesión minera te desmantela un volcán si quiere y sin que pase nada en aras de contaminar menos. Ya ha pasado, pero podemos evitar que siga ocurriendo”, advierte Gosálvez, en una entrevista con Lanza días después de la apertura del centro de interpretación de la laguna volcánica la Inesperada, en Pozuelo de Calatrava, y a poco de la inauguración del museo-volcán de Cerro Gordo en Granátula de Calatrava, ejemplos palpables deltirón para el turismo ornitológico y de naturaleza que tiene esta singularidad del campo calatravo.

“Cuando en el año 2000 nuestro grupo de investigación que dirige Elena González Cárdenas empezó a hablar de que aquí había volcanes nos miraban como a marcianos. Ahora no suena tan raro y en la comarca y la provincia ha calado que tienen mucha importancia”.  Tanta que las lagunas, cráteres que se produjeron por violentas erupciones hidromagmáticas (lava que entra en contacto con el agua de acuíferos subterráneos) hace miles e incluso millones de años, son únicas no sólo en España sino en Europa. “Sólo en Turquía hay algo parecido. Canarias tampoco lo tiene. En países europeos como Italia o Francia existen lagos de origen volcánico, pero no lagunas que son cuerpos de agua de menos de dos metros de profundidad, con una flora y una fauna muy singular asociada a ellas”.

En Ciudad Real el grupo Geomorfología, Territorio y Paisaje en Regiones Volcánicas (Geovol), al que pertenece Gosálvez ha documentado 150 volcánes de este tipo, hidromagmáticos,  de ellos 75 albergaron agua en su momento, “ahora mismo que cojan agua hay cincuenta. Se trata de lagunas que están entre Malagón al norte, Mestanza al sur, Moral de Calatrava al este y Luciana al oeste”.

Gosálvez no tiene claro cuál es la laguna mejor conservada. “Todas tienen problemas. Las que mejor o menos mal están son la Nava Grande de Malagón, la laguna de Caracuel de Calatrava, las lagunas de Moral y  podríamos meter también aquí la Inesperada en Pozuelo, esta última de las que más tardan en secarse, y cuando cogen agua el conjunto lagunar de Villamayor de Calatrava. Todas estas son muy importantes por su biodivesidad. Por paisaje para mí la mejor es la laguna de la Posadilla en Valverde, y parecida la de Cervera en la carretera que va de Ciudad Real a Aldea del Rey, esta última muy bonita y muy desconocida”.

Muchas de estas lagunas están protegidas con figuras de conservación como monumento natural, o con hasta cuatro catalogaciones como la de Pozuelo: refugio de caza en 1988, zona de especial protección para las aves (ZEPA) en 1989, Reserva de la Biosfera en los noventa y reserva natural en 2004. Sin embargo “proteger no garantiza nada”, subraya el experto, “el ejemplo más clamoroso está en la Posadilla que está en una propiedad privada y se ha vallado para que no pueda acceder el público al vaso lagunar”. Con esa condición de protegidas hay cerca de una docena, pero protección no suele ir asociado a disfrute y conocimiento público.

Por chocante que parezca el volcanismo del Campo de Calatrava está activo (se supone que deben pasar 10.000 años sin erupciones). Las fuentes agrias y los hervideros o ‘géiseres’ son un ejemplo.

Geovol logró datar en 2008 la última erupción: fue 3.000 años antes de Cristo en el volcán Columba de Granátula, “la hemos datado nosotros a través de la prueba del radiocarbono y nos lo hizo el laboratorio de la Universidad sueca de Upsala”, explica Gosálvez.

Mientras que el volcán más antiguo es el Morrón de Villamayor que se cree que entró en erupción hace entre ocho y nueve millones de años.

‘Triops cancriformis’ con y sin agua

En 2010 las cincuenta lagunas volcánicas se llenaron de agua a la vez  por primera vez en décadas. Seis años después, los tres últimos de escasa pluviometría, son pocas las que conservan lámina de agua al inicio de esta primavera. “Se las ha forzado mucho pero deben secarse”, explica el profesor Gosálvez, “no pasa nada porque lo hagan, es más su biodiversidad está preparada para eso”.

Aparte de las llamativas aves acuáticas en estas lagunas es fácil encontrar a los resistentes triops cancriformis o “tortugueta”, una especie de crustáceo que puede permanecer entre 20 y 30 años enterrado en el suelo de estas lagunas y revive en época de lluvias.

Vía: www.lanzadigital.com

Etiquetas
Show More

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Close